Últimas publicaciones

Reseña Thor: El Carnicero de Dioses

161 Vistos 1 Me gjusta

Desde Kame Kame Cómics presentamos... 



En 2012, en pleno auge del Universo Cinematográfico de Marvel, Marvel Comics presentó la iniciativa editorial Marvel Now!, con la idea de relanzar todas sus series en curso, y algunas de nueva hornada, con un número 1 en portada. Estas series se enfocaron en mayor o menor medida en captar a un público que, por falta de interés suficiente o por temor a la intimidante continuidad, se había mantenido alejada de las viñetas. Con los personajes de la Casa de las Ideas cobrando vida en la gran pantalla, el interés creció y solo faltaba eliminar el lastre de la continuidad con nuevos números 1 que, si bien no respondían a un relanzamiento per se, como fue por ejemplo el de los Nuevos 52 de DC Comics, si servirían como puerta de entrada para nuevos lectores.
En su momento Panini Comics publicó en España esas historias con el tradicional formato grapa y ahora recopila algunas de ellas en un formato rústico de gran calidad como parte de su colección Marvel Now! Deluxe. Entre esta selección se encuentra la larga etapa de Jason Aaron a los mandos del Dios del Trueno, y que nosotros recuperamos ahora a raíz del reciente estreno de Thor: Love and Thunder. Este primer tomo recopila los 12 primeros números de la serie original Thor:God of Thunder y abarca de principio a fin el primer arco argumental de la misma, en el que Thor deberá enfrentarse a través del tiempo y el espacio a un nuevo enemigo, Gorr el Carnicero de Dioses. 





Jason Aaron logra dotar a la serie de la épica que cabría esperar de un personaje como Thor, construyendo una gran epopeya cósmica que pivota alrededor de ideas como la venganza o lo que significa ser un dios. A fin de lograr esto, la narración abarca tres periodos temporales distintos que se alternan y se funden a lo largo de la historia. Por ende tenemos la presencia de tres Thor distintos: un Thor joven, el del pasado, vanidoso, inmaduro e indigno de levantar el Mjolnir, al que veremos en la Midgar del siglo IX disfrutando de una vida de placeres terrenales; un viejo Thor, el del futuro, más sabio que nunca, solitario y derrotado, pero con un inconmensurable poder latente en su interior; y el Thor del presente, el héroe y vengador que todos conocemos, dispuesto a demostrar que los dioses, y por consiguiente él mismo, pueden ser mejores que aquello que siempre han sido. 





Como gran villano de este tomo tenemos al ya citado Gorr, un ser roto, antaño devoto de una fe que le ha traicionado y que emprende una cruzada vengativa en busca de purificar el mundo, incluso si ello implica convertirse en aquello que juró destruir. Un villano de nueva hornada dotado de gran profundidad y con un viaje y trasfondo dignos de alabanza.

El dibujo corre a cargo del siempre excelente Esad Ribic, con un estilo que acrecienta aún más la épica de la narrativa y que, sin necesidad de la grandilocuencia de batallas masivas (que también las hay y son realmente impresionantes), logra imprimir estampas que se quedan grabadas en la retina. Imágenes tan evocadoras como la del cuerpo de un antiguo dios del tamaño de un titán yaciendo inerte sobre el hielo, la cual Taika Waititi, director de Thor: Love and Thuder, trasladó directamente a la pantalla.

Un cómic recomendado tanto para fans de los cómics de Thor como para nuevos lectores y que posiblemente gustará por igual a aquellos que no disfrutaron de la última cinta de Marvel porque no conectaron con sus altas dosis de humor, y que aquí encontrarán un producto mucho más solemne e introspectivo, y a los que disfrutaron la película y quieran ampliar su visionado conociendo la fuente original que la inspiró y dio forma a sus elementos principales.



Rubén Pagán

Posteado en: Reseñas comics

Leave a comment

Log in to post comments